LARA NO PUDO EN CASA ANTE EL REY DE COPAS

14.03.2013 06:06

Los larenses no se han encontrado en cancha. Actualidad deportiva proporcionada por www.liderendeportes.com

Lara salió a pelear cuerpo a cuerpo, pero su guardia siempre estuvo abierta y sus puños no tuvieron furia. Por eso terminó con la cabeza abajo, y aunque aguantó hasta el final, las cuentas reflejaron un claro y unánime 1-5 a favor de su rival, Olimpia.
  

En el partido de ida el rojinegro le sacó renta al toma y dame. Aunque tuvo que esperar hasta el final para que su pegada se hiciera presente, se robó un punto de suelo paraguayo. Con esto en la cabeza pareció salir el equipo para el segundo partido, pero esta vez la estrategia no funcionó. 

En los primeros minutos se le notó algo de pique al elenco guaraní, y con ese ímpetu arrancó mejor. Apenas el reloj marcaba dos minutos cuando Ferreyra tuvo una clara opción, que desperdició, ante  Liebeskind. Al 3 Ortiz escapó por la izquierda, y tuvo otro mano a mano.  Mosquera se vistió de héroe, y salvó con el arquero ya batido.  

Al 7 Castellín mostró los guantes. Escapó en una jugada individual, y probó con un disparo que se desvaneció con el viento. Su contendor tuvo más potencia por intermedio de Bareiro, que, luego de un cabezazo atrás de Maidana, la mandó a guardar (0-1).  
Los larenses tuvieron para responder de inmediato, en una jugada en la que Valoyes escapó por derecha y tiró un centro raso a Fernández, que solo tenía que empujarla al fondo del arco. Y la empujó, pero afuera.  

Los paraguayos se lanzaron de nuevo al ataque, y consiguieron, como toda la noche, el camino libre. Ortiz probó con tres zurdazos antes la pasividad de la defensa crepuscular, y en todas salvó Liebeskind. Gómez respondió a las arremetidas al minuto 20, cuando burló a su contendor y le dio el pase de la muerte a Valoyes, que disparó afuera. Otro golpe al aire, de esos que frustran y cansan al peleador. 
 
Olimpia volvió a llegar, y a pegar. Esta vez fue a balón parado, con un disparo de Miranda que no pasó la línea de gol, pero subió el marcador (0-2). En seguida, Valoyes desperdició dos mano a mano. En una disparó alto, y en la otra se la pegó al arquero en el cuerpo. Antes del descanso, Pittoni el clavó un golpe un tercer golpe a Lara, que aunque no cayó, quedó fulminado. 
 

Tras el descanso, Pittoni y Aranda le hincharon la cara a los criollos tras otro intercambio de golpes, en el que apenas Mosquera pudo sacar un puño fuerte (marcó el de la honra). Así terminó todo,  Lara botó en casa lo que logró de visitante.